Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.

La primera mora sin semillas del mundo

Utilizando su avanzada plataforma biotecnológica, la firma estadounidense Pairwise ha logrado eliminar las semillas de las moras manteniendo su dulce sabor y calidad
moras

La innovación en la genética de los alimentos sigue sorprendiendo al mundo y recientemente ha dado un paso adelante con el desarrollo de la primera mora en el mundo con semillas suaves y pequeñas, desarrollada por la empresa estadounidense Pairwise, gracias al uso de herramientas biotecnológicas de edición genética basadas en CRISPR.

“Estamos encantados de compartir este logro de nuestro talentoso equipo de I+D. Los científicos de Pairwise usaron su profundo conocimiento de genética vegetal, un amplio conjunto de herramientas CRISPR y técnicas de edición multiplex para eliminar las semillas duras de las bayas, creando semillas pequeñas y suaves”, dice Ryan Bartlett, director de tecnología de Pairwise.

“El resultado es la primera mora con semillas suaves y pequeñas. Esperamos que esta característica no sólo transforme el mercado de las moras, sino que también siente las bases para un progreso acelerado en la eliminación de semillas y cuescos en muchas otras frutas como las cerezas”, agrega y dice que la variedad que editaron es dulce durante todo el año y viaja bien.

Moras sin espinas y con una planta más compacta

Además de la eliminación de semillas, Pairwise ha realizado otras modificaciones genéticas beneficiosas. Han logrado crear una mora sin espinas y con una planta más compacta, facilitando la recolección y mejorando la productividad y rentabilidad para los cultivadores. Estas características permiten una mayor densidad de plantación y una significativa reducción en el uso de recursos como agua y tierra, contribuyendo a un sistema alimentario más sostenible.

NOTICIA RELACIONADA: CRISPR, la herramienta para la competitividad del sector agro

Sobre la nueva variedad de mora, Miguel Ángel Sánchez, director ejecutivo de ChileBio asegura que “la precisión y eficiencia de las herramientas biotecnológicas basadas en CRISPR permiten desarrollar nuevas variedades de plantas de manera más rápida y eficiente que los métodos tradicionales”. Esto, dice, abre un sinfín de posibilidades para mejorar la producción agrícola y hacer frente a los desafíos del cambio climático y la seguridad alimentaria. “Sin duda, este tipo de desarrollos biotecnológicos son un ejemplo perfecto de cómo la ciencia puede mejorar la calidad de vida de las personas”, sostuvo Sánchez.

Vale destacar que, Pairwise está avanzando hacia la siguiente fase de desarrollo, que incluye pruebas de campo al aire libre para poner estas innovaciones a disposición del público en los próximos años.

TE PODRÍA INTERESAR

Últimas noticias

Newsletter fruittoday

Cada miércoles en tu email las noticias más destacadas de la semana hortofrutícola