La sequía sobre la mesa en Bruselas la semana próxima

sequia-valencia

España pedirá a la Unión Europea la próxima semana la activación de una serie de medidas para paliar los efectos de la sequía, entre ellas la ampliación del anticipo de los pagos directos y de desarrollo rural.

s uno de los asuntos que el ministro de Agricultura, Pesca y Alimentación, Luis Planas, pondrá sobre la mesa del consejo de ministros de Agricultura la próxima semana (21 de febrero), según ha indicado este lunes en un comunicado tras celebrar el consejo consultivo telemático previo con las autonomías.
España hará esta petición junto a Portugal y demandarán medidas como la puesta en marcha de la cláusula de fuerza mayor en relación con determinadas disposiciones de la Política Agraria Común (PAC) o la implementación de medidas para compensar a los agricultores por la situación de sequía.

Entre estas últimas se incluye la habilitación de un instrumento de apoyo temporal que permita disponer de fondos destinados al desarrollo rural para aplicar una ayuda inmediata, del mismo modo que se aplicó para hacer frente al impacto de la pandemia o hacer uso de los mecanismos recogidos en la Organización Común de los Mercados Agrarios.

Sanidad vegetal

Por otro lado, el ministro ha indicado que en el próximo Consejo se informará sobre la situación de la nueva normativa europea en materia de sanidad vegetal, en particular sobre las cuestiones relacionadas con los controles de las importaciones y la extensión del pasaporte fitosanitario.
España está «muy interesada» en este debate y participará «activamente» en las consultas y reuniones que se celebren para avanzar en esa normativa.

NOTICIA RELACIONADA: Alerta en el campo por falta de lluvias

Acuerdos comerciales

Además, el ministro ha subrayado que para España es una prioridad la defensa de la reciprocidad en los acuerdos comerciales de la Unión Europea con países terceros. Se trata, ha añadido, de garantizar que los productos agrarios importados cumplan con las mismas exigencias medioambientales, sanitarias, de bienestar animal o fitosanitarias que deben cumplir los Estados miembros.
El ministro entiende que la coherencia debe presidir las relaciones comerciales de la UE, ya que unas importaciones con estándares ambientales inferiores a los comunitarios «neutralizan los efectos que se buscan con el Pacto Verde europeo, con el consiguiente perjuicio para los intereses económicos y sociales de los productores de la UE».
Ha recalcado que la reciprocidad es «irrenunciable», aunque se debe aplicar conforme al derecho internacional.

Deforestación

También se debatirá en Bruselas sobre la futura normativa que regulará las condiciones que deben cumplir las importaciones y exportaciones de productos que estén bajo sospecha de contribuir a la destrucción de ecosistemas forestales.
Planas ha apuntado que España apoya y comparte el objetivo de esta iniciativa, que busca garantizar que los productos consumidos o las exportaciones comunitarias estén libres de deforestación.
Además, supone un paso adelante en la integración de los aspectos de sostenibilidad entre los requisitos que se exigen a determinados intercambios comerciales.
En todo caso, Planas confía en que estas medidas se apliquen con «prudencia, proporcionalidad y equilibrio».

Lo hemos leído en efeagro.com

TE PODRÍA INTERESAR
  • ANECOOP: ‘El agua es vida’

  • Últimas noticias

    Newsletter fruittoday

    Cada miércoles en tu email las noticias más destacadas de la semana hortofrutícola