Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.

Andalucía quiere salvar el abismo de producción vs consumo

El Gobierno andaluz inicia la tramitación del anteproyecto de su Ley de Promoción Ecológica para minimizar el diferencial entre producción eco (29,7% de la superficie total) y consumo (2,3%).
ecologico andalucia

Andalucía es líder de producción ecológica y va un paso por delante de los objetivos que se ha marcado Europa con el Pacto Verde y la Estrategia del Campo a la Mesa. Si en estos momentos lo que fija la Unión Europea para 2030 es un 25% de superficie ecológica, esta comunidad ha subido casi en cinco puntos esa cifra, alcanzando el 29,7%, según los últimos datos que ha hecho públicos la Consejería andaluza de Agricultura, Pesca, Agua y Desarrollo Rural.

En cifras

Los datos son rotundos, con más de 1,3 millones de hectáreas bajo técnicas de producción ecológica, más de 3.000 industrias y más de 5.400 explotaciones ganaderas. De esas cifras, los principales aprovechamientos agrarios ecológicos, atendiendo a las últimas estadísticas, son los pastos, praderas y forrajes con 874.986 hectáreas, seguidos del olivar con 117.380 hectáreas, los frutos secos que ocupan 100.436 hectáreas y el conjunto de cereales, leguminosas y cultivos industriales que alcanzan las 106.080 hectáreas.

En lo que se refiere a la agroindustria, Andalucía supera los 21.500 operadores ecológicos teniendo en cuenta los productores, los elaboradores, las empresas importadoras y los comercializadores. Esta cifra supone un aumento del 24% (4.175 operadores más) en 2021 en comparación con la cifra de 2020.

La manipulación y envasado de productos hortofrutícolas frescos ecológicos (594) y las almazaras y/o envasadoras de aceite ecológico (493) son las categorías más representativas de la región andaluza, donde se alcanza un total de 3.038 actividades ecológicas.

Ley para fomentar el consumo

La Administración regional es consciente del tirón económico que supone la producción económica, pero también de la necesidad de acercar el crecimiento de la producción (29,7% de la superficie total) a los índices de consumo, que solo suponen el 2,3% del total de alimentos. Y se ha puesto manos a la obra, dando el espaldarazo con el inicio de la tramitación del anteproyecto de Ley de Impulso y Promoción de la Producción Ecológica en Andalucía.

“En los últimos encuentros con los representantes del sector comprobamos de forma fehaciente que somos líderes y queremos continuar con el liderazgo y proyectarlo aún más de cara al futuro”, señala la consejera, Carmen Crespo, “hemos puesto en marcha esta ley, cuyo principal objetivo es promocionar el consumo de productos ecológicos”.

Mediante la nueva norma, el Gobierno andaluz pretende dar un salto para revitalizar la promoción del consumo, conseguir una mayor protección de la producción y la industria ecológica y un mayor apoyo a la investigación.

En esta línea, se realizarán campañas de difusión y comunicación institucional, mejorando los sistemas de información sobre los operadores y las estadísticas del sector y facilitando la aportación de los órganos consultivos y de participación. Para ello, la Ley de Impulso y Promoción de la Producción Ecológica en Andalucía contará con al menos el 15% del presupuesto del Plan de Desarrollo Rural, al menos el 20% del presupuesto destinado a la promoción de productos ecológicos y una mayor valoración, para la producción ecológica, en los pliegos de acciones de promoción de la Consejería.

OCU: bío, pocos y caros

Los lineales bío se han popularizado en los últimos años en los supermercados convencionales, quitando la hegemonía a las tiendas y cadenas especializadas en bío. Y aunque la oferta ha crecido notablemente, lo cierto es que el consumidor nacional sigue percibiendo los productos ecológicos como caros y con una oferta aún reducida.

Según ha puesto de manifiesto un estudio de la Organización de Consumidores y Usuarios (OCU) difundido en noviembre del año pasado, en lo que respecta a los alimentos frescos, estos cuestan, de media, el doble que los convencionales, aunque en Carrefour, Aldi y Lidl el nivel general de precios de productos con certificado eco está significativamente por debajo de la media.

Para la OCU, el consumo responsable «precisa necesariamente de una oferta amplia de productos sostenibles y ecológicos, que puedan reconocerse con facilidad y a un precio asequible».

En su estudio, la OCU destaca que Alcampo, El Corte Inglés, Carrefour y Eroski son las cadenas de distribución que cuentan con una mayor oferta de productos ecológicos, mucho de ellos de marca blanca. Todas ellas tienen una cesta de la compra básica con al menos el 50% de sus productos con certificado eco, de comercio justo o de sostenibilidad, acercándose al de cadenas especializadas en productos ecológicos, como Veritas, Naturitas, Espacio Orgánico, Herbolario Navarro, Planeta Huerto o Biosano.

Otras cadenas de alimentación españolas como Gadis, Condis, Consum, Aldi, Caprabo o BM ofrecen un 25 % o más de productos de la cesta básica con estos certificados. Por su parte, MAS, Lidl y DIA suman al menos un 15 %. Y cabe destacar a Mercadona que, a pesar de ser líder en cuota de mercado en nuestro país, sigue sin ofrecer productos bío, según explica la OCU.

 

TE PODRÍA INTERESAR

Últimas noticias

Newsletter fruittoday

Cada miércoles en tu email las noticias más destacadas de la semana hortofrutícola