El desbloqueo del canal de Suez restablecerá el tráfico marítimo en un par de días

Suez_Ever_Given

El canal de Suez espera que 400 barcos puedan cruzar en pocos días después de que el ‘Ever Given’ fuera desencallado en la tarde del martes y remolcado para inspección.

El canal de Suez quedó completamente libre al tráfico en las primeras horas de la tarde del martes. El Ever Given, que bloqueaba el canal desde el martes de la semana pasada, fue desencallado y remolcado hasta el Gran Lago Amargo, el punto de cruce de los navíos que atraviesan el canal de ambos direcciones, donde quedará amarrado por tiempo indeterminado para inspeccionar los daños en el casco y efectuar las reparaciones necesarias. Será el momento, también, de investigar qué pudo ocurrir.

Unos 437 buques, entre los dos accesos, el de Suez, en el mar Rojo, y el de Port Said, en el Mediterráneo, esperaban el momento de pasar cuando sonaron las sirenas para anunciar la liberación del gigantesco portacontenedores. El almirante Osama Rabie, jefe de la Autoridad del Canal de Suez, dijo que esperaba que en dos o tres días, máximo cuatro, el tráfico en ambos sentidos vuelva a ser normal. El año pasado el ritmo fue de 51 barcos diarios.

El rescate, dirigido por la empresa holandesa especializada Smit Salvage, tuvo su complejidad. El dragado en la orilla este, de la cual había que liberar el bulbo de proa (al parecer se vio afectado por terreno rocoso), alcanzó una profundidad de 18 metros que permitió el reflote del casco. Se retiraron en total unos 30.000 metros cúbicos de arena. Aprovechando la subida de la marea, hasta quince remolcadores llegaron a intervenir durante la noche del domingo en la operación de mover el buque, de 399 metros de eslora. Primero quedó libre la popa, que fue desplazada unos cien metros hacia el centro del canal, y horas después, la proa.

Ahora el siguiente paso será examinar las cajas negras del Ever Given. Similares a las que llevan los aviones, permitirán en primer lugar a la comandancia marítima del canal averiguar qué ocurrió. El almirante Rabie se desmarcó un tanto de la versión inicial de que vientos de 40 nudos habrían desviado el buque. “Otros errores, humanos o técnicos, también podrían haber entrado en juego”, dijo. La compañía Bernhard Schulte, que se ocupa de la gestión técnica del barco, afirmó que “no hubo fallos técnicos o mecánicos”. Consultado a este respecto por La Vanguardia , el veterano perito naval Manuel Salinas señaló que “es sospechoso que el viento solo afectara a este barco”, y de todos modos “el hecho de que lo hubiera no exime de responsabilidad”. “En el 90% [de percances de este u otro tipo] hay errores humanos involucrados”. Sin embargo, “nadie va a admitir responsabilidades”. Habrá que ver qué decisiones tomó el capitán, asesorado por los dos prácticos del canal que se hallaban a bordo.

“Las reclamaciones pueden ser muy grandes” y venir de todas las partes implicadas en la carga que transporta el Ever Given , apuntó Salinas. En primer lugar, se prorratea el valor del barco y la carga, que en este caso puede sumar en total “unos 950 millones de dólares”. “Va a ser complicado”.

Otra cuestión que se abre es si Egipto –que ha perdido al menos 10 millones de euros por cada día de cierre del canal– puede permitirse correr el riesgo de que algo así se repita. En el 2015 se desdobló un tramo central de 31 kilómetros, pero el buque encalló en el primer tramo desde el acceso de Suez. “Habría que desdoblarlo todo, y creo que tomarán medidas porque puede volver a ocurrir y el incidente puede ser más grave”, afirmó Salinas.

Fuente: La vanguardia

TE PODRÍA INTERESAR
  • ANECOOP: ‘El agua es vida’

  • Últimas noticias

    Newsletter fruittoday

    Cada miércoles en tu email las noticias más destacadas de la semana hortofrutícola