El gran salto de Peris: de la I a la IV y V gama

peris

La histórica firma valenciana, Vicente Peris, decidió hace siete años realizar una decidida apuesta por la IV y V gama, como acicate innovador en su larga trayectoria como proveedor de productos frescos

En 2020, año en que toda la categoría sufrió importantes retrocesos debido al cierre de la actividad en el HORECA, el 27% de sus ventas fueron de IV y V gama. Y los datos del primer trimestre de 2021 mejoran la cifra, alcanzado ya el 30%. Ahora, incluso, sus previsiones pasan por terminar el ejercicio con un incremento en ventas de un 10%.

Alberto Montaña Peris, director general de la compañía, remarca que “nuestro crecimiento continúa estrechamente vinculado a nuestros valores fundacionales de hace casi ocho décadas, donde se impone la calidad y el buen hacer como premisa. Estos valores nos han permitido permanecer en el mercado y ganar la confianza del consumidor y, ahora, los trasladamos al mundo de la IV y V gama.”

Combinaciones innovadoras

Desde que en 2014 iniciara la aventura de la IV gama, hoy la compañía comercializa más de 100 referencias bajo las marcas Peris y Frutifresh. “La tecnología y sobre todo el equipo humano nos permiten cubrir todas las demandas y necesidades de los clientes, que son muy variadas.”

Destacan por su volumen el coco, la granada y la piña, que se comercializa troceada, en rodajas y en lanzas. Otras frutas que también cuentan con una buena representación son el melón, la sandía y el mango. Además, también trabajan los combinados ‘Energy Mix’, que aúnan fruta fresca y fruta desecada, así como una amplia gama de preparados a base de frutas.

En colaboración con la reconocida marca La Selva, Vicente Peris, fue la primera firma del mercado en presentar una de las delicias veraniegas como el melón con jamón. “Es el resultado de una primera colaboración, que continuará con nuevas combinaciones.”

Su portfolio de productos también abarca algunas verduras peladas y troceadas en IV gama, entre las que destacan la comercialización de cebolla en diferentes formatos y la calabaza de distintas variedades.

Las instalaciones

En estos siete años de andadura, Vicente Peris ha realizado una inversión continuada en I+D+i en sus instalaciones en la localidad valenciana de Albuixech. La sala blanca de 400 m² permite trabajar en un entorno de máxima seguridad alimentaria, con temperatura controlada y microfiltrados constantes del aire. La apuesta por este perfil de instalaciones ha sido recompensada con el reconocimiento por parte del Ministerio de Economía y Competitividad como Pyme Innovadora.

Durante el presente año la firma está ocupada en la búsqueda de soluciones más sostenibles para sus envases, aunque ya se trabaja con materiales exigentes, porque el 70% del plástico de cada tarrina es reciclado, el máximo que, de momento, se puede aportar sin poner en riesgo la seguridad alimentaria ni la adecuada conservación del producto. Además, se trata de PET, el más sostenible de los plásticos, al ser 100% reciclable.

“Estamos en escucha permanente, empatizando con las necesidades que nos plantean nuestros clientes y, a la vez, poniéndonos en la piel del consumidor final. De todo ello, obtenemos conclusiones que tratamos de plasmar en nuestras presentaciones. En breve lanzaremos varias propuestas que van de la mano de las tendencias de mercado que tenemos detectadas”, comenta Montaña.

TE PODRÍA INTERESAR
  • ANECOOP: ‘El agua es vida’

  • Últimas noticias

    Newsletter fruittoday

    Cada miércoles en tu email las noticias más destacadas de la semana hortofrutícola