La sandía marca un quiebro en la tendencia bajista de los precios en origen

melon y sandía

Las subida de las temperaturas registradas en Europa desde la última semana de mayo ha provocado una gran demanda en los mercados de exportación de melón y sandía. En estas semanas los pedidos superaron la producción disponible marcando un ascenso en las cotizaciones de ambos productos. El mercado nacional se mantuvo estable con un ritmo de consumo habitual para estas fechas, según el Observatorio de Precios y Mercados de la Junta de Andalucía.

La sandía marca un quiebro en la tendencia bajista de los precios en origen observada a lo largo del mes de mayo, superando los 0,35 céntimos en la primera semana de junio. Respecto a la campaña precedente se observan precios similares en la semana 21 y un 38% por encima en la semana 22, pero sustancialmente por debajo a la campaña 2014/15 en ambas semanas. La sandía negra sin semillas es el tipo que registra el precio más elevado la semana 22 con 0,40€/kg, seguida de la sandía mini rayada a 0,35€/kg, y en último lugar la sandía negra con semillas y la rayada, ambas por debajo de los 30 céntimos por kilo. En la semana 23 se paralizaron las ventas de sandía por falta de demanda, al orientarse los clientes a otras zonas de producción con cultivos nuevos y de mejor calidad. Las plantaciones que aún quedan se están cortando ante la falta de interés por la sandía de Almería.

El melón, al igual que la sandía, sufre un incremento de precio la última semana de mayo con el ascenso de las temperaturas en los principales mercados de exportación, lo que provoca una fuerte demanda que apenas logra ser cubierta con la producción ofertada estas semanas. El melón presenta precios más estables que la sandía esta campaña, con una producción agolpada en unas pocas semanas, pero al tener un importante mercado de venta a nivel nacional, no ha sufrido tanto la falta de demanda del mercado de exportación. La primera semana de junio ya empieza a escasear volumen de melón Galia y los tipos Piel de Sapo y Amarillo se prevé que lo hagan a mediados de junio. El melón Piel de Sapo incrementa sus cotizaciones la última semana de mayo, alcanzando el precio pagado al agricultor entre 0,30 – 0,40 €/kg y en la semana 22 entre 0,45 – 0,55 €/kg. El tipo comercial Galia, finalizando campaña, se liquida al productor a una media de 0,30 – 0,45 céntimos por kilo en la semana 21, similar a la semana 22 donde se sitúa entre 0,30 – 0,40 céntimos por kilo.

TE PODRÍA INTERESAR
  • ANECOOP: ‘El agua es vida’

  • Últimas noticias

    Newsletter fruittoday

    Cada miércoles en tu email las noticias más destacadas de la semana hortofrutícola