Beltrán: patata española en origen

Beltrán

La firma alicantina constituye un universo singular dentro de su sector debido a su exclusivo know-how en origen, que combina con diferentes líneas comerciales.

Unas 1.700 hectáreas, repartidas por diversas provincias, permiten a la empresa una producción de patata temprana y de media estación.

Recién comenzada la cosecha en Cartagena, José Beltrán, gerente de la empresa, repasó con Fruit Today la actualidad más candente.

¿Qué perspectivas hay en el Campo de Cartagena y qué variedades destacan? ¿Siguen manteniendo producción en el Andalucía?

La cosecha de Cartagena presenta muy buena calidad y se ha beneficiado de las últimas lluvias, aunque en líneas generales puede haber una pequeña reducción de superficie, pero no muy significativa. Nuestras previsiones alcanzan unos 25.000 millones de kilos. No se puede hablar de una variedad que triunfe sobre las demás; cultivamos cada vez más producto a la carta para cubrir todos los nichos de mercado en Europa y en España.

En Andalucía seguimos manteniendo cosecha, pero más enfocada a variedades para industria, una industria que estos momentos de confinamiento tiene mucha demanda, porque los españoles, tras muchos días sin salir de casa, están incrementando las compras de patatas fritas y snacks.

Los pilares de Patatas Beltrán están basados en el origen, sabemos producir y nos avala una experiencia de medio siglo. Siempre hemos sido unos convencidos de la puesta en valor del producto nacional frente al importado.

¿Ustedes, que están bastante diversificados respecto a su actividad, cuentan con una línea de trabajo que abastece al canal horeca? ¿Cómo han vivido la crisis sanitaria?

Desde el pasado día 14 de marzo es como si el tiempo se hubiera detenido. La actividad es nula. Hasta este momento, habíamos tenido unas ventas espectaculares y nos encontrábamos en un momento de mucho aprovisionamiento debido a las Fallas y las vacaciones de Semana Santa. De repente, todo se paró en seco, a cero. Esto fue durante unas 3 semanas, pero al mantener otras líneas de negocio, somos unos privilegiados. Ahora concentramos todos nuestros esfuerzos en la cosecha de la patata nueva del Campo de Cartagena.

En líneas generales, ¿cómo ha transcurrido el año para Patatas Beltrán?

Este año hemos tenido una campaña espectacular, batiendo todos los récords de venta. Buenos precios, buena cosecha y unas exportaciones elevadas. Hemos crecido en todo tipo de mercados y estamos muy satisfechos.

¿Qué variedades de patata tendrán mayor recorrido en el futuro más inmediato?

Sin ninguna duda, las buenas variedades para lavado. Es una tendencia que no parará a pesar de la importancia de los canales tradicionales, que en España siguen teniendo mucho peso. Los supermercados han hecho una gran labor de especialización y están extendiendo esa cultura de la patata de lavado que existe en el norte de Europa.

Nosotros contamos con dos variedades que responden muy bien a este tipo de demanda y que mantienen muy buen comportamiento productivo. Son Vitalia y Elmundo, variedades de la holandesa Stet.

¿Dónde queda entonces la patata sin lavar?

Creo que sigue manteniendo un nicho de mercado porque hay variedades como la roja de Cartagena, bien formada y con mucha presencia, que nos mantiene una exportación activa en un formato de caja

Como grandes proveedores de industria para frito, ¿tienen alguna nueva variedad en cartera?

Este año haremos pruebas con la variedad Bricata, una patata versátil, que da muy buenos resultados para industria y al mismo tiempo resulta excelente como patata de lavado para la gran superficie. Es una gran apuesta.

¿Cuáles son los nuevos retos de la compañía?

Como especialistas en origen, nuestra política de inversiones es muy activa en campo: invertimos constantemente en tener buena maquinaria, como tractores y cubas para fumigar. Y también haremos una remodelación de las zonas de almacenamiento debido a la nueva normativa sobre anti germinantes.

Y en el plano más comercial, las actuaciones futuras se centrarán en crear una marca propia con envases y empaquetados específicos para dar más valor al producto final. Por otro lado, queremos iniciar una estrategia de despegue en redes sociales para que el consumidor nos valore.

TE PODRÍA INTERESAR
  • ANECOOP: ‘El agua es vida’

  • Últimas noticias

    Newsletter fruittoday

    Cada miércoles en tu email las noticias más destacadas de la semana hortofrutícola