Favorables perspectivas para la manzana

manzana

La manzana se abre paso en unos momentos en los que tradicionalmente todavía había de fruta de hueso.

Una vez conocidas las previsiones de cosecha de manzana y pera, todo parece augurar una favorable campaña para la fruta de pepita. Entre los factores a destacar hay que hablar de unas cámaras con muy pocos stocks o casi nulos de la cosecha anterior, unos volúmenes menores de previsión de cosecha y que la fruta de hueso deja de ser ‘competencia’ al acabar su temporada antes de tiempo.

En el momento que se redacta este artículo no se conocen todavía el global de las previsiones europeas, pero, aunque estas no son oficiales, todo apunta a una reducción generalizada en la Europa occidental, sin saber todavía lo que puede ocurrir con el gigante polaco.

“No hemos vendido más, pero si más rápido”

La temporada que ahora se cierra tuvo una campaña muy completa, con unas 500.000 toneladas de manzana en toda España. Los meses de confinamiento supusieron una venta muy importante y rápida a través de los supermercados, al ser un producto de gran durabilidad. Y todo ello, a pesar del cierre del canal Horeca.

El presidente del Comité de Manzana y Pera de Afrucat, Joan Serentill, señala que “no hemos vendido más cantidades, pero las hemos vendido más pronto, lo que ha permitido un vaciado de stocks más acelerado que en una campaña normal, que ahora nos beneficia.”

Pero lo principal para Serentill es que “estamos muy esperanzados con la llegada de la próxima temporada, sobre todo porque creemos que los productores pueden seguir manteniendo unos precios correctos.”

La única incógnita por desvelar es saber qué volúmenes se ingresarán en las cámaras ya que las lluvias afectaron mucho a los cultivos y los agricultores tuvieron que trabajar muy duro para conseguir una manzana sin afectaciones de hongos. “Hemos sufrido una presión muy alta durante toda la primavera para poder llegar con una calidad alta de producto apta para la comercialización.”

Recuperar el mercado interior

El primer interés del sector comercializador de manzana pasa, hoy en día, por recuperar el mercado nacional ya que el 50% de las manzanas consumidas en el territorio español eran, hasta hace muy poco, de importación. Pero los esfuerzos realizados en términos de calidad durante los últimos años permiten que el sector se muestre optimista porque la cifra ya alcanza el 60% para la manzana nacional, tal y como demuestran los sondeos que se llevan a cabo desde Afrucat.

Referente a las previsiones de pera hay que destacar que el descenso productivo que se produce viene más dado por la disminución de superficie que por la bajada de kilos por hectárea. Aunque se da una entrada en producción de un 2,2 % más de superficie no quedan compensadas las hectáreas que se están arrancando. “Prevemos muy buena calidad, todo y que las primeras pasadas de las variedades que ya se están cosechando están teniendo algo de dificultad en el calibre. El mercado español aprecia los calibres grandes y este producto tiene en el mercado interior el 90 % de su consumo.”

“Creemos que nuestros competidores (Francia y Bélgica) mantiene los mismos volúmenes que el año pasado y esto nos permitirá mantener fluidez de mercados”, finaliza Serentill.

previsiones manzanaPrevisiones de fruta de pepita

En Cataluña se prevé un descenso productivo del 16% en manzana, con una cosecha que alcanzará las 266.230 toneladas. Todas las variedades disminuyen, pero destacan, por grupos, la manzana Granny Smith con una bajada del 28% (25.040t), las rojas se contraen un 21% (14.420) y las Golden disminuyen un 17% (130.950 t).

Lleida cosecharía un 16% menos que el año pasado (189.360t), Girona un 14% menos (74.760t), Tarragona un 3% menos (1.150t) y Barcelona un 1% (960t).

La disminución de la producción de esta temporada se debe básicamente a las heladas y lluvias de la primavera que han afectado al cuajado y a la floración. También la piedra del 3 de junio dañó unas 1.450 hectáreas de fruta de pepita en general.

La superficie productiva disminuye un 2,2% en Lleida (6.169 ha), que sigue inmersa en un cambio varietal que abarca unas 200 ha. Por el contrario, aumenta un 2,8% en Girona (2.356 ha).

La zona productora de Girona cosechará alrededor del 28% de los kilos de Cataluña, mientras que en Lleida se concentraría el 71%.

La pera: para el mercado interior

En pera, se prevé un descenso del 7% de la producción en toda Cataluña, con una cosecha esperada de 130.990 toneladas. Todas las variedades bajan, pero destacan la Ercolini con un descenso del 21% (4.200t) y las Williams y Barlet de las que habrá un menos 11% (16.490t). La variedad más producida, la Conference también desciende un 6% (68.290t) pero presenta un buen nivel de russeting.

Por demarcaciones la tendencia es desigual, Lleida cosecharía un 7% menos de peras que el año pasado (130.990t), Girona un 5% más (3.340t), Tarragona un 14% menos (630T) y Barcelona sube un 2% (390t).

Las heladas durante la primavera y la lluvia han afectado de manera muy importante la producción y, como en el caso de la manzana, la tormenta de piedra del día 3 de junio dañó parte de la cosecha con daños muy variables según el municipio.

La superficie productiva (8.705 ha) disminuye un 3% respecto al 2019 en Lleida y aumenta un 3% en Girona (182 ha).

TE PODRÍA INTERESAR
  • ANECOOP: ‘El agua es vida’

  • Últimas noticias

    Newsletter fruittoday

    Cada miércoles en tu email las noticias más destacadas de la semana hortofrutícola